Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Entrenando el idioma

Cuando llegamos a Brasil, el principal reto era poder darnos a entender sin tener que jugar caras y gestos con nuestro interlocutor. Durante la primera semana de estancia, comprobamos que la gente era muy amable, ya que se esforzaba en hablarnos en español o hasta en inglés para facilitar la comunicación. Esto habla muy bien de los paulistanos, pero no hablaba nada bien de nuestra capacidad de hablar el idioma.

Con el pasar del tiempo la piedra de toque sobre nuestra capacidad de expresarnos era la experiencia en el Uber. Si se analiza detenidamente, este es el laboratorio perfecto de idiomas. Es decir, tienes un ambiente controlado, la conversación siempre es la misma: das direcciones y hablas del clima (que solo puede ser soleado o nublado, frío o caliente) y el chofer siempre intenta ser amable y paciente contigo para tener sus cinco estrellas. Si la conversación ganaba otro giro ya era ganancia. 
Al principio la experiencia era arrasadora, tan pronto uno decía "buenos días, vo…

Entradas más recientes

Santa María la Ribera

Jantar no escuro

Nidos urbanos

Guiño guiño

Vida de gringo... versión acotada

Bloco da Muda

Native Brazilian Music

Pre Carnaval

Jacarandas

Lluvia